• Grupo Human

CÓMO SOBREVIVIR A TU PRIMER HOME OFFICE

Si esta es tu primera vez en home office es fundamental que consideres algunos aspectos que te ayudarán a aprovechar esta modalidad al máximo.


Ante la contingencia que vive nuestro país por el COVID-19, una de las medidas que han decidido tomar las empresas es promover el trabajo a distancia, un esquema laboral flexible que le permite a los profesionistas mexicanos continuar con sus actividades y cumplir con las recomendaciones de las autoridades de salud acerca de mantener un distanciamiento social durante la cuarentena.


Ahora bien, si esta es tu primera vez en home office es fundamental que consideres algunos aspectos que te ayudarán a aprovechar esta modalidad al máximo:


  1. Sé responsable: Es importante que cumplas con los plazos de entrega de tus proyectos, de esta manera no afectarás las actividades de tus compañeros y demostrarás tu compromiso por alcanzar los objetivos de la compañía. Destina parte de tu tiempo a revisar tu trabajo antes de la entrega final para identificar posibles errores.

  2. La disciplina es clave: Cumple con tus horarios de oficina, levántate temprano, vístete cómodo y prepárate para tu jornada. Evita distractores que te hagan levantar de tu escritorio y no postergues actividades urgentes.

  3. Mantén la concentración: Aunque este esquema de trabajo a distancia es flexible y puede resultar más cómodo, es necesario que elimines distractores como redes sociales o chats con amigos que te impidan cumplir con tus objetivos.


Acondiciona un espacio para realizar tus actividades, tener tu escritorio ordenado y disponer de las herramientas necesarias para cumplir tus funciones te ayudará a ser más productivo. Considera aspectos como la iluminación, la ventilación, la distribución del espacio y el ruido.


Además de cumplir tus horarios de entrada y salida es importante que cuides tu alimentación, por ello establece tus horarios de comida, mantente hidratado y lleva una dieta balanceada.


El home office puede ayudarte a mejorar tu desempeño, el primer paso es definir tus prioridades y administrar tu tiempo como si estuvieras en la oficina; coordínate con tu equipo para evaluar qué proyectos son más urgentes para continuar con la operación del área. Es indispensable realizar pausas activas durante la jornada al concluir una tarea, esto te ayudará a despejar la mente y recuperar la concentración para seguir con tus actividades.

0 vistas